Enzo Ferreri fue un piloto de automovilismo y empresario italiano, fundador de la Scuderia Ferrari y posteriormente de la marca de autos que llevaría su nombre. Antes de dedicar su vida a la construcción de autos deportivos muy poderosos, fue un notable piloto. Conozcamos más sobre su vida.

Hitos más importantes de Ferreri

Enzo Ferrari comenzó su carrera en el automovilismo en 1919. Pronto se unió a Alfa Romeo y dirigió su división de carreras luego de retirarse de la conducción en 1931. Después de la Segunda Guerra Mundial, la marca Ferrari ganó renombre, ya que sus pilotos acumularon numerosos campeonatos importantes.

Sin embargo, su fundador enfrentó una agitación personal después de la temprana muerte de su hijo, mientras que los problemas financieros lo obligaron a explorar fusiones con otros fabricantes de automóviles. Ferrari dimitió formalmente como presidente de su empresa en 1977, mientras que murió en 1988.

Ferrari fue mordido por el gusano de las carreras a los 10 años, cuando su padre lo llevó a ver una carrera de autos en Bolonia. En 1919, Ferrari se mudó a Milán a trabajar como piloto de pruebas para Costruzioni Meccaniche Nazionali.

Cuando tuvo la oportunidad de competir con el equipo de carreras de la compañía, hizo su debut en la carrera de montaña de 1919 Parma-Poggio di Berceto, terminando cuarto en su división. Dejó CMN al siguiente año para incorporarse a Alfa Romeo.

Después de ganar el Circuito del Savio en 1923, Ferrari conoció a los padres de Francesco Baracca, quienes sugirieron que el joven piloto usara el emblema que decoraba el avión de su hijo para dar buena suerte. El símbolo, un caballo encabritado, finalmente llegó a representar el poder y el prestigio de la marca Ferrari. Ese año, Ferrari también se casó con Laura Dominica Garello.

Logros deportivos

Ferrari ganó gran parte de las carreras que compitió y fue honrado por su país por sus logros deportivos. En 1929, reunió a su propio equipo de ingenieros y pilotos para su Scuderia Ferrari (Ferrari Stable). Compuesto principalmente por Alfa Romeos, la escudería pronto se convirtió en el brazo de carreras oficial del fabricante de automóviles.

TE PUEDE INTERESAR:  Mitsubishi, dejando una profunda huella en la industria desde 1874

En agosto de 1931, Ferrari compitió en su última carrera y se convirtió en padre en enero de 1932, con el nacimiento de su hijo Dino. Aunque consiguió una gran victoria con uno de sus coches en el Gran Premio de Alemania de 1935, cuando Alfa Romeo volvió a su división de carreras en 1937, tuvo que cerrar su escudería. Dejó la compañía definitivamente en 1939, con la estipulación de que no podría usar el nombre de Ferrari en asociación con carreras o autos durante al menos cuatro años.

Ascenso de Ferrari

Poco después de dejar Alfa Romeo, Ferrari abrió Auto Avio Costruzioni en Módena y buscó desarrollar sus propios autos de carreras, pero el estallido de la Segunda Guerra Mundial llevó a la intervención del gobierno. La empresa trasladó su fábrica a la cercana Maranello, donde se centró en la construcción de rectificadoras.

Ferrari reanudó el diseño de autos de carreras al final de la guerra, y en marzo de 1947 llevó el primer Ferrari oficial, el 125 S, para una prueba de manejo. La marca obtuvo su primera victoria ese año, en el Gran Premio de Roma, y ​​luego logró victorias en la Mille Miglia en 1948, las 24 Horas de Le Mans en 1949 y el Gran Premio de Gran Bretaña en 1951.

En 1952 y 1953, el piloto Alberto Ascari ganó el campeonato mundial de carreras. Por este tiempo, la empresa también empezó a producir automóviles para uso en la carretera, y los ricos y famosos hicieron fila para tener la oportunidad de oro de comprar uno de estos deslumbrantes vehículos.

Años posteriores, muerte y legado

Ferrari dimitió formalmente como presidente de su empresa en 1977, aunque efectivamente retuvo el control del negocio.

Poco después de recibir un título honorífico en física de la Universidad de Módena, Ferrari murió el 14 de agosto de 1988 en Maranello. No se informó la causa de la muerte, aunque se sabía que padecía una enfermedad renal.

TE PUEDE INTERESAR:  Audi Quattro: Un vehículo de carreras icónico que debes adquirir

Conclusión

Durante su vida, sus autos ganaron más de 4.000 carreras y se adjudicaron 13 campeonatos mundiales. Como reconocimiento a sus logros, fue incluido en el Salón de la Fama del Automovilismo Internacional en 1994.

Enzo Ferrari es recordado como un legendario empresario y corredor, pues su nombre aún se encuentra en los autos más lujos del mundo y su legado ha dejado una gran fortuna a lo que aún sigue siendo su marca en todo el mundo, debido a su éxito en las carreras más importantes convirtiéndolo en uno de los padres del automovilismo. Su exitosa vida es un ejemplo de superación personal y empresarial, que incluso llegó a ser inspiración de varias películas conmemorando su vida y legado.